sábado 18 mayo 2024
Slider
En 1987 el PRI fue tomado por Cárdenas y Porfirio … 34 años después se repite la historia (Gerardo Pérez García, director de Foro 21)
El martes se publicó en este espacio: “Beltrones en 2016 perdió 7 estados y renuncia al PRI; en 2021 Alito pierde 8 gobiernos, continúa al frente del CEN y va Cámara de Diputados”.
Casualmente, 24 horas después –ayer miércoles- la sede del Comité Ejecutivo Nacional del PRI fue tomado por un grupo de militantes en demanda de la renuncia de la dirigencia, que preside –Alito- Alejandro Moreno Cárdenas.
Al movimiento se sumó el ex gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz Ortiz, que desde el 8 de junio en su cuenta de twitter exigió la salida de “Amlito”.
No cabe la menor duda que el Revolucionario Institucional vive días de “calor infernal”, que lo pueden llevar a un tobogán de lava que derrita y deje únicamente cenizas de sus 83 años de existencia.
Porque la degradación del tricolor viene en caída libre desde 1987 al crearse la Corriente Democrática y la toma simbólica del PRI por Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano y Porfirio Muñoz Ledo, quienes meses después fundaron al Partido de la Revolución Democrática –PRD-
Las luces rojas de alerta continuaron en la elección Presidencial de 1988, pues a Manuel Bartlett Díaz “se le cae” el sistema de cómputo y gana Carlos Salinas de Gortari, cuando Cuauhtémoc Cárdenas iba ganando la elección.
El gran sisma volcánico se da en los comicios del 2000 cuando el PRI pierde por primera vez la Presidencia de México con su abanderado Francisco Labastida Ochoa ante Vicente Fox Quezada del PAN.
Historia que se repite en 2006 al ganar por segunda vez Acción Nacional Los Pinos con Felipe Calderón Hinojosa ante el priista Roberto Madrazo Pintado.
Sin olvidar, el asesinato de Luis Donaldo Colosio en 1994 en plena campaña Presidencial en Lomas Taurina, Tijuana, que desembocó con la candidatura emergente de Ernesto Zedillo Ponce de León y a quién le toca entregar la Banda Presidencial al panista Vicente Fox.
Llega el 2011 con la irrupción del carismático gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto, quien con respaldado del poderoso grupo Atlacomulco y de los mandatarios Miguel Ángel Osorio Chong de Hidalgo, Eruviel Ávila Villegas de Edomex, Rafael Moreno Valle de Puebla, Campeche, Sinaloa, Sonora, Aguascalientes, Colima, Durango, Tamaulipas, Quintana Roo, entre otros, logra la candidatura en 2012 y recupera el Gobierno Federal para el PRI.
Más la brutal corrupción del primer círculo de gobierno peñista, los escándalos de la “Casa Blanca” de Angélica Rivera, sus viajes, el dispendio de sus hijas y los abusos de los mandatarios Javier Duarte de Veracruz, César Duarte de Chihuahua, Roberto Borge de Quintana Roo, Roberto Sandoval de Nayarit… llevan al descarrilamiento priista.
Y por tercera ocasión pierde la Presidencia de México ante Andrés Manuel López Obrador de MORENA.
Y lleva al otrora partidazo al tercer lugar.
Y de las 22 gubernaturas que tenía el PRI en 201O… en 2018 mantiene 12 estados.
Y en junio de este 2021.. únicamente se queda con 4 gobiernos: Estado de México, Hidalgo, Oaxaca y Coahuila, entidades que no tuvieron comicios a gobernador.
Así, la dirigencia nacional de –Amlito- Alejandro Moreno pierde 8 entidades: Sinaloa, Sonora, Zacatecas, Campeche, Guerrero, Tlaxcala, Colima y San Luis Potosí.
Es más, no pudo ganar su tierra Campeche con su sobrino Cristian Castro Bello.
Vaya hundimiento del Revolucionario Institucional.
Únicamente quedan cenizas en los 28 estados que gobernaron durante décadas.
GRUPO DE JOSÉ MURAT & ALITO SECUESTRARON AL PRI PARA EN 2024 SER PRIMOR
“Eres una vergüenza para el PRI”, Alito… ¡Renuncia!, se lee en pancartas y mantas colocadas en el edificio de Insurgente.
Demanda de salida que incluye a Carolina Viggiano Austria, segunda al mando del CEN, y que junto con su esposo Rubén Moreira Valdés –ex gobernador de Coahuila- y Alejandro Moreno, son diputados federales electos.
El bloqueo lo encabezó Nallely Gutiérrez Gijón, dirigente del Colegio Nacional de Profesionales en Derecho y quien fuera secretaria de Vinculación del PRI con la sociedad civil.
Alejandro Moreno en marzo de 2020, vía “asamblea virtual”, modificó los estatutos para permanecer 4 años al frente del Comité Directivo Nacional, plazo que fenece en 2024.
En 2022 tendrá una partida de 650 millones de pesos. Y en 2024, año de elección presidencial, manejará mil 300 millones.
Y en 2024 la “cereza del pastel”… la candidatura tricolor a la Presidencia de México, donde José Murat Casab, dueño del cascarón tricolor, manejará en contubernio con Andrés Manuel López Obrador para ir en alianza de facto con MORENA y así cristalizar el PRIMOR.
En primera línea José Murat tiene perfilado a su hijo Alejandro Murat Hinojosa, gobernador de Oaxaca.
Y en segundo plano a –Amlito- Alejandro Moreno.
Resta esperar qué dicen los mandatarios Alfredo del Mazo del Estado de México y Omar Fayad de Hidalgo.
-Pues-, Riquelme de Coahuila está con Rubén Moreira, del grupo José Murat & Alito.
Vaya herencia de Enrique Peña Nieto.
El Titánic Tricolor está por hundirse.
Al tiempo.